Enero, 2019                      

18 DE ENERO: NUESTRA RECONQUISTA A UN AÑO DEL ROBO DE LA CORONA


  

 

Este 18 de Enero celebramos un día de Alianza, recordando también que se cumple un año desde el robo de la corona de nuestra Santísima Virgen. Ese día nuestro Santo Padre Francisco coronaba a la Virgen, Reina de Chile por tercera vez, y a esa misma hora nuestra Reina Victoriosa era descoronada por antisociales en el Santuario Cenáculo de Bellavista.

Reinaba un desconsuelo enorme, tristeza e impotencia en toda la familia de Schoenstatt, al ver como habían saqueado y maltratado a nuestra querida Madre; los noticieros mostraban imágenes del robo, la noticia viajaba rápido por redes sociales y los gestos de apoyo y oración empezaron a llegar. Era un día de Alianza, y nuestro corazón estaba dolido, resentido y nuestra pregunta era: “por qué pasó esto, no es coincidencia….qué nos está pidiendo la Mater”.

Nuestro desvalimiento fue entregado esa noche para decirle a Ella que nuestro siguiente paso sería poner en sus manos nuestro salto audaz, para ir en reconquista de su corona, una corona de capital de gracias, de refundación, de volver a sentir el pulso del tiempo. Comenzábamos a entender este caminar donde Ella había ejercido suave violencia para darnos a entender que debíamos transformarnos en sus coronas vivas, reluciendo una fe renovada en nuevos vínculos fraternos.

 

Una Corriente de Coronación con Historia

Fue en Noviembre de 1948 en el  Hospital Fundación Mena del Cerro Florida, es  donde vivieron y trabajaron las Hermanas Marianas y donde el Padre, junto a la naciente familia, coronó esa imagen de la Mater, el 09 de noviembre de 1948, como Reina de Chile y del Universo.

El 05 de Junio de 1949, el P Kentenich procede a la coronación de la Santísima Virgen en el Santuario de Bellavista como Madre y Reina de Schoenstatt, Reina del Cenáculo de Bellavista, donde le pide a la Mater que sea nuestra educadora para conducirnos a Cristo.

El 31 de Mayo de 1974, la Mater es coronada en el jubileo del 31 de Mayo como Reina de Schoenstatt, Corazón de la Iglesia, Reina de nuestro Cenáculo fuente de un nuevo Pentecostés y Reina de nuestra unión filial al Padre de la Familia!

El 31 de Mayo de 1999, la Mater es coronada con la corona de la RTA en el marco del 31 de Mayo. Fue una hora de gracias en que la Juventud Femenina del mundo entero renovó la coronación a la sombra de nuestro Santuario Cenáculo de Bellavista

Y hoy estamos en una Ruta de Coronación en donde todos estamos llamados a reconquistar su Corona, en una ruta donde nuestros anhelos, sacrificios, oración y acciones estén dirigidas a responder personalmente y en comunidad lo que la Mater desea de nosotros sus aliados e instrumentos, como peregrinos, como comunidad, como Santuarios, como su familia de Schoenstatt.

Nuestro Sí es sin condiciones, porque sabemos que tú Madre eres la vencedora, henos aquí los tuyos nunca se hundirán.